Orden y contraorden intensifica el desorden


Una organización jerárquica no es esencialmente una dictadura, también puede ser participativa y ágil.

No importa si la organización funciona en jerarquías o holacracia, la información que no se verifica contribuye a reforzar el desorden, y el orden natural humano tiende al desorden. El orden es importante, ya sea en tu escritorio o en la jerarquía.

Imagina que un sargento le dice a un subordinado que vaya a su cabo y pida 200 raciones de comida para la misión, y en lugar de seguir las instrucciones, el subordinado se dirige al General que da un orden diferente (contraorden), en este caso, el General le dice que 120 raciones son suficientes. El sargento espera que el soldado ejecute lo que se le pidió, pero no.

Para completar la misión se necesitaban 200 raciones, y esta necesidad se basa en información directa del campo de batalla, incluidos detalles que generalmente no son conocidos por los comandantes de alto nivel, la información cambia minuto a minuto. El soldado, con su contraorden, procede en una falta de coordinación con la misión, poniendo en peligro su vida, sus camaradas y la misión.

Aunque esta historia puede sonar alejada de la realidad de cualquier organización, en realidad es bastante común en muchas organizaciones donde la responsabilidad no está totalmente delegada, especialmente debido a la desconfianza o inseguridad de la alta gerencia, lo que confunde su rango y rol, que no es invalidar sino apoyar las decisiones de los managers, así como también los padres no se deben desautorizar mutuamente en las decisiones sobre sus hijos, tampoco en las organizaciones.

Ahora bien, analicemos la historia entre el subordinado, el sargento y el general.

¿Quién causa la falta de coordinación? – El General origina la falta de coordinación generando insubordinación, debilitando al sargento y fortaleciendo al soldado.

¿Qué causa la insubordinación? – La acción unilateral del general, cuando decide unilateralmente saltarse la forma en que se ordenan las cosas, es decir, la manera organizada en que las cosas deben ser comunicadas, en este caso, jerárquicamente.

Jerárquica y burocrática no necesariamente tienen que ir juntas de la mano, y su total ausencia tampoco necesariamente te hace más ágil.

En términos de orden, Sun Tzu (Art of War) nos enseña que el método y la disciplina son la organización. Los rangos, grupos, recursos y costes son piezas clave en el manejo de la guerra.

Mayoría no es una forma de transformar lo incorrecto en correcto simplemente por el hecho de que dos es más de uno.

Es realmente indiferente si funcionas de manera jerárquica o holacrática, todas las acciones deben ser coherentes, bien comunicadas y alineadas con la visión, por el contrario, cuando la misión es maltratada por la visión, se genera confusión, desorganización, y el objetivo no será alcanzado.

En una organización con estructura jerárquica, es imperativo apoyar a los managers y respetar cualquier decisión que tomen; de lo contrario, los managers podrían sentirse inseguros y no ser capaces de decidir, y finalmente sentirse anulados.

En una organización jerárquica, la participación es factible, la participación significa que eres parte de algo, que estás involucrado, pero la decisión final siempre descansa en la jerarquía.

La mayoría de las organizaciones y personas se confunden con esto, una organización jerárquica no es esencialmente una dictadura, puede ser participativa y ágil también.

Google experimentó deshaciéndose de todos los managers, ya que los cofundadores se cansaron de las quejas de la gente, pero esa decisión duró solo un período corto de tiempo, ya que los cofundadores de Google tuvieron muchos problemas cuando todo comenzó a escalarlos, desde las vacaciones de una persona hasta problemas personales. No funcionó, y recuperaron a los managers.

Asignar una misión, es una cuestión de confianza.

Cuando se habla de organizaciones y democracia, incluso si se vota, no es una decisión de la mayoría, es la participación de la mayoría, el gobierno tiene la última palabra porque confiamos esa responsabilidad en ellos.

En las organizaciones modernas, la comunicación no está restringida por la jerarquía, pero cuando la comunicación es restringida, la burocracia entra en juego.

La jerarquía tiene forma de pirámide, y las decisiones vienen de arriba hacia abajo, pero esto no significa necesariamente que la parte superior tenga las mejores vistas, aquí es cuando la comunicación es clave, en ambas direcciones.

“Todos somos picos de un iceberg”. Ashlecka Aumrivani

El Iceberg de la Ignorancia – Sidney Yoshida – 1989. El estudio de Yoshida mostró que la alta dirección solo era consciente de un leve 4% del 100% de total de los problemas que la gente de primera línea conocía.

4% de los problemas conocidos por los altos directivos

9% de los problemas conocidos por los mandos intermedios

74% de los problemas conocidos por los supervisores

100% de los problemas conocidos por los trabajadores de primera línea

En resumen, es muy importante que los managers / equipos tengan derecho a tomar sus propias decisiones, en un entorno seguro, por eso una empresa les paga, para tomar decisiones y ejecutar una misión.

Si una organización tiene nanagers, es una organización jerárquica, y una organización jerárquica no es opuesta de la agilidad, pero para ello la participación debe tomarse en serio y la colaboración debe ser estimulada.

“La colaboración no tiene jerarquía. El Sol colabora con el suelo para traer flores a la tierra. “- Amit Ray

Francisco Cobos

🐢 “Poc a Poc” (Little by Little)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s